Crónica 2: “El mejor festival de circo del mundo”

3 disparos de luz:

1 Flash:

En la favela Cidade de Deus, famosa gracias al cine y a las balas que regalan los traficantes e imponen las diversas policías que pacifican con estado de sitio a este Brasil de los contrastes, pude descubrir porque estaba en #O mellor dos festivais de circo do mundo#

Una carpa azul de batalla con familia y caravana incluida gira por todo el territorio brasileiro llevando las creaciones delCrescer e Viver a pueblos y lugares a los que el circo y el teatro apenas llegan, lugares donde el circo social lleva conciencia y arte, solidaridad y economía, lugares donde la carpa azul de batalla deja cocinas de 7 fuegos a cocineras sin medios y lecciones de dignidad a artistas que comparten suelo y sueños bajo este sueño

Llegamos para ver dos espectáculos seguidos, tarde de palomitas y utopía que se camina, y nadamos entre aplausos y suelos embarrados por la lluvia.

Pero en medio del aguacero mi propio rostro diluviaba de emoción, estaba ante el mejor público de circo del mundo: la favela Cidade de Deus, el mejor público de circo del mundo. Con cada figura de la compañía italiana, las crianças y los mayores se incendiaban en aplausos y gritos de admiración. No hay público tan culto en Europa, donde el nuevo circo se esfuerza por conseguir un mínimo reconocimiento a su técnica. Me siento afortunado de ver este milagro de la humanidad, donde el estado y el mercado generan pobreza y violencia, el circo comparte luz y recibe amor a raudales.

2 Flash: Crescer e viver es el proyecto más interesante de Circo Social que he conocido, tiene proyectos increíbles y extraordinarios como la escuela para los meninos y las meninas del barrio donde se encuentra la carpa, y casi ciencrianças reciben clases gratuitas varios días a la semana. De este mar de corazones y patitas chiquitas han seleccionado a un mini elenco para un mini circo y más de una docena de mini artistas recorren las favelas presentando un show de circo en la calle de más de treinta minutos, me llena de alegría y esperanza, en el poder rebelde del circo, entre las piruetas, las contorsiones, los malabares y las acrobacias, ya despuntan varios payasos y varias payasas, ojala pueda volver pronto para compartir con ellos mis humildes herramientas payasiles.

3 Flash: Acabo mi segundo día de taller en la Carpa de Crescer e Viver, para un pequeño grupo de artistas brasileños. Vinicius me ayuda con la técnica, con el agua para las pistolas y con su mirada de cariño y hambre de clown, la música me eleva y las risas de los participantes me calman todas las heridas.

En el descanso l@s alumn@s me preguntan si yo vivo en el día a día las cosas que cuento en el taller, las cosas que vivimos en el taller, y me lanzo con un breve discurso, sobre el para qué, el para qué de ser artista, el para qué de ser malabarista, el para qué de ser fontanero, que esa es la batalla para empoderarnos en nuestra propia vida, para hacernos autores y actores de nuestro vivir, y acabo diciendo que yo doy cursos entre otras cosas para no olvidar en mi vida diaria lo que en los cursos hago y digo.

Quizás sea esa la vida de un payaso, hacemos reír para no olvidarnos de reír nosotros cada día fuera del escenario…..

No comments yet.

Deja un comentario